fbpx
(+51) 981 367 471 contacto@enriquechau.com

Cirugía Reconstructiva

La Cirugía Plástica Reparadora o Cirugía Reconstructiva es una rama específica dentro de la Cirugía Plástica. Este tipo de cirugía se realiza sobre estructuras del cuerpo que han sido afectadas por problemas congénitos, problemas del desarrollo o del crecimiento, traumatismos, infecciones, tumores o enfermedades. Se realiza, sobre todo, para mejorar la función, aunque también puede realizarse para mejorar el aspecto físico.

Toda herida causada por accidentes, quemaduras, cirugías y traumatismos puede dejar secuelas y cicatrices que pueden ocasionar alteraciones estéticas y/o funcionales.

A pesar de que la cicatriz nunca desaparece por completo, existen diversos métodos quirúrgicos y no quirúrgicos para hacerlas menos evidente incluso imperceptibles.

La cirugía plástica reconstructiva se aplica en los siguientes casos:

Cirugía de mano

Esta especialidad quirúrgica repara defectos congénitos de la mano y del pie con el objetivo de restablecer la funcionalidad, así como disminuir las secuelas y mejorar la apariencia. Esta también se aplica en problemas de origen traumático, degenerativo y ocupacional que impiden el correcto desenvolvimiento de estos órganos en el quehacer diario de toda persona.

La cirugía de manos se aplica  en los siguientes casos:

Traumáticos: Fracturas, luxaciones, rupturas tendinosas, pérdidas cutáneas, quemaduras y heridas.
Degenerativos e inflamatorios: Mano reumática, dedos en gatillo, dedos en martillo y quistes sinoviales.
Ocupacionales: Síndrome del túnel carpo, síndrome de canal de Guyon, compresión canal de cubital y compresión nervio radial.
Secuelas: Fracturas antiguas, cicatrices retráctiles, rigidez articular y dolor crónico.
Estéticos: Rejuvenecimiento de manos.

Cirugía cráneo-maxilo facial

Corrige los defectos congénitos y adquiridos del cráneo y de la cara.

Retiro de cicatrices

A pesar de que una cicatriz nunca desaparece por completo, existen diversos métodos quirúrgicos y no quirúrgicos para hacerla menos evidente incluso imperceptible. Las cicatrices hipertróficas, queloides, o anchas pueden ser resecadas por cirugía.

Las cicatrices extensas pueden requerir tejido de otros lugares para cubrir el efecto que dejan al ser extirpadas esto puede ser obtenido por medio de colgajos o injertos que son la base de la cirugía plástica. Su tiempo de recuperación es variable según la extensión y la complejidad de la cirugía.

Secuelas de Quemaduras

Rehabilita al paciente quemado con cicatrices hipertróficas y queloides, mejorando su aspecto físico así como la funcionalidad especialmente de las articulaciones limitadas por retracciones cicatrizales.

Fisura Labial (Labio Leporino)

La cirugía de labio hendido, comúnmente llamado labio leporino por la semejanza con el labio superior de la liebre (que es naturalmente hendido) se origina por fusión incompleta del labio superior durante los 3 primeros meses de vida intrauterina. Constituye el 15% de las malformaciones congénitas. Se presenta frecuentemente acompañado de paladar hendido o fisurado. Puede presentarse de manera unilateral incompleta, unilateral completa y bilateral completa.

La edad recomendada para realizar la primera cirugía es a los 3 meses. Esta cirugía tiene como objetivo restaurar el grupo de músculos que rodean la boca (músculo orbicular de los labios) además del cierre del labio. Para crear una cicatriz menos obvia se alinean la cicatriz con las líneas naturales del labio superior. A pesar de intentar alinear y aumentar la simetría de las fosas nasales en este primer tiempo quirúrgico. Comúnmente se requiere de una rinoplastía durante la adolescencia. Recuperación 8-10 días.

Cirugía del Pabellón Auricular

Corrige la ausencia o anormal desarrollo del pabellón auricular. Se recomienda realizar la intervención antes de los seis años de edad para evitar que el niño sufra transtornos psicológicos originados por comentarios de otros niños.

 Fisura del Paladar

Corrige la fisura congénita del paladar. La edad ideal para la corrección de la fisura palatina es aproximadamente al año y medio de edad, antes de que el niño comience a articular palabras. Se debe complementar con tratamientos foniátricos y odontológicos que permitan al paciente hablar correctamente y le provean de una correcta oclusión de los maxilares.

Nuestros casos

Descubre el antes y después de nuestros pacientes y los resultados increíble. Estos son algunos de nuestros casos clínicos con pacientes reales, fotografías del antes y después, y mucho más. Esta es nuestra mejor tarjeta de presentación.

Nuestros casos

A continuación le mostramos  videos de casos antes y después de nuestros tratamientos.

NECESITA SACAR UNA CITA

Formulario de contacto:

WhatsApp chat